Un vídeo muestra a jóvenes palestinos persiguiendo a extremistas israelíes en Al-Aqsa

image

(Takbir TV) - Los vídeos de la provocadora Marcha de las Banderas de Israel en Al Quds el domingo, muestran a jóvenes palestinos persiguiendo a colonos extremistas en Bab al-Amoud, también conocida como Puerta de Damasco, en la Ciudad Vieja ocupada.

En la incursión israelí de miles de colonos extremistas protegidos por las tropas se produjeron escenas de enfrentamiento entre los invasores y los jóvenes palestinos, lo que llevó a los dirigentes de Hamás en Gaza a alabar "el gran heroísmo" mostrado por los palestinos en la mezquita de Al Aqsa.

Una de las imágenes muestra a una multitud de colonos israelíes huyendo mientras un pequeño grupo de jóvenes palestinos los persigue en Bab al-Amoud.

Fuentes locales afirmaron que las fuerzas israelíes intervinieron, deteniendo a algunos jóvenes palestinos en el lugar, imponiendo normas estrictas y realizando registros corporales a todos los que pasaban por la puerta.

El domingo, miles de extremistas israelíes, al grito de "Muerte a los árabes", desfilaron por el corazón de la principal vía palestina de la Ciudad Vieja de Al Quds, en una clara muestra de provocación que podría desencadenar en una nueva ola de enfrentamientos en la ciudad.

La multitud celebraba la Marcha de las Banderas, una fiesta israelí que conmemora la ocupación de la Ciudad Vieja en la guerra de Medio Oriente de 1967. Los palestinos consideran el evento, que pasa por el corazón del barrio musulmán, como una provocación. El año pasado, el desfile contribuyó a desencadenar una guerra de 11 días con los combatientes de la resistencia de Gaza, y la marcha de este año suscitó condenas de los palestinos y de la vecina Jordania.

Israel dijo que había desplegado miles de fuerzas policiales y militares para el evento, y se produjeron enfrentamientos esporádicos entre grupos israelíes y palestinos dentro de la Ciudad Vieja.

Al menos 24 palestinos resultaron heridos en la Ciudad Vieja y sus alrededores, según la Media Luna Roja Palestina. Entre los heridos hubo lesiones causadas por balas de acero recubiertas de goma, palazos y gas pimienta.

Unas imágenes publicadas en Internet mostraban cómo los colonos agredían y rociaban con gas pimienta a una mujer palestina de unos 50 años.

Aida Saidawi, residente en la Ciudad Vieja y activista, fue trasladada para recibir tratamiento tras el ataque, que dio lugar a peleas entre palestinos y extremistas israelíes.

Otros vídeos mostraban a los colonos obstruyendo a los periodistas en la Ciudad Vieja y enfrentándose con los palestinos.

La MLRP también informó que sus médicos fueron agredidos por la policía en los alrededores de la Puerta de Damasco cuando intentaban llegar a los heridos.

Al iniciarse la marcha, grupos de extremistas se reunieron frente a la Puerta de Damasco, agitando banderas, cantando canciones y gritando "Muerte a los árabes" y "Que arda tu pueblo", antes de descender por el barrio musulmán hacia la Ciudad Vieja.

La Marcha de las Banderas es un desfile de extrema derecha asociado a la violencia contra los palestinos y a la " muestra de provocación, dominio judío y racismo", según la ONG israelí Ir Amim.

Los manifestantes, que ondean la bandera israelí mientras bailan y cantan, han atacado en el pasado tiendas palestinas en la Ciudad Vieja y han coreado eslógans antimusulmanes y antipalestinos.

Entre los invasores de este año se encontraba Itamar Ben-Gvir, líder de un partido extremista de la oposición y seguidor del difunto rabino racista Meir Kahane, que entró con decenas de seguidores bajo una fuerte vigilancia policial.

Nabil Abu Rdeneh, portavoz del presidente palestino Mahmud Abbas, dijo que Israel está "jugando con fuego de forma irresponsable y temeraria".

Ansarullah: Los ataques contra Al Aqsa son una amenaza para todos los musulmanes

Abdul-Malik al-Houthi, líder del popular movimiento de resistencia yemení Ansarullah, afirmó el lunes en un discurso televisado que los ataques israelíes contra la mezquita de Al Aqsa eran una provocación y profanaban los lugares sagrados musulmanes.

"La amenaza judeo-sionista es una amenaza para todos los musulmanes, que apunta a las santidades de la nación", dijo Houthi.

La profanación, las incursiones y los ataques se llevan a cabo con el objetivo de demoler la mezquita de al-Aqsa, añadió.

"Con toda seriedad, anunciamos que formamos parte de la ecuación declarada por (el secretario general de Hezbolá)  Sayyed Hassan Nasrallah y que estaremos dispuestos a luchar por la causa de Dios", dijo.

Houthi dijo que el objetivo de los estadounidenses y los israelíes es el control total y directo de la riqueza y el destino de la Ummah islámica.

En referencia a la agresión saudí en Yemen, el líder de Ansarullah dijo que la invasión de Yemen está en el marco de potenciar y fortalecer a Israel y eliminar cualquier obstáculo y desafío al régimen.

"El enemigo israelí alentó a los tontos e hipócritas a invadir Yemen para que paguen el precio, sea cual sea", dijo Houthi, refiriéndose a Arabia Saudí y a la coalición de guerra contra Yemen. "Los medios de comunicación saudíes y emiratíes operan de forma similar a los medios israelíes, aunque en diferentes idiomas".

Houthi también dijo que el mundo está al borde de una crisis alimentaria debido a las conspiraciones de Estados Unidos, Israel y Occidente que, según él, "se están preparando para bloquear las exportaciones de algunos países al mundo islámico con el fin de crear una crisis alimentaria".